20.1.11

Pero al final siempre es nada.

Si fuésemos capaces de dejar de lado el miedo a equivocarnos.

Si fuésemos un poco más valientes o un poco menos cobardes.

Si no existiesen las explicaciones, ni los después, ni los quéseremosmañana...

Si estuviésemos dispuestos a aprender a echarnos de menos.

Si nos diesen igual las posibles consecuencias.

Si le hiciese caso a las ganas que te tengo.

Si con unas palabras de amor bastase.

Si fueses capas de dejar atrás el pasado.

Si no fuésemos tan idiotas. . . Quizás entonces tendríamos el valor de fulminar con nuestros labios aquel beso que se inició en una mirada.


(Suena en el reproductor Las pastillas del abuelo: ¿De dónde vengo? Intentando ponerle un apodo a eso que bien sabe llamarse amor. Puta Ironía)

4 comentarios:

Sofía dijo...

ME SIENTO COMPLETAMENTE IDENTIFICADA Y AL FINAL SIEMPRE ES NADA SI U.U BESITO.-

FlorenciaRomano dijo...

me re gusto eso. besote

Jeny dijo...

muy bueno :)

Pan =Miss Tirantes dijo...

Esta increible!...aveces por cobardia detenemos mucho de lo que sentimos!